El Salvavidas Naranja

Publicado en 16/07/2013 por en Mitos del amor romántico

Ya ha empezado el verano y has conocido a alguien maravilloso/a y te parece imposible haber vivido todo este tiempo sin él o sin ella, tienes la impresión de que en realidad esa es la persona perfecta, la que te complementa en todos los sentidos; te pellizcas para saber si estás soñando y te repites una y otra vez: “encontré a mi media naranja”.

¿Te has preguntado alguna vez de dónde viene esa idea tan rara de compararse con la mitad de una fruta?  Es un mito muy muy antiguo que dice que hace miles de años, las personas éramos redondas, como naranjas, compuestas por una mitad hombre y otra mitad mujer.

Estos seres casi perfectos desafiaron a los dioses  y Zeus, enfadadísimo, les mandó un rayo que los partió por la mitad y, desde entonces, hombres y mujeres estamos condenados a ser incompletos y a pasar la vida buscando la mitad de nuestro ser perfecto para ser felices. ¿Qué te parece la historia? Increíble, ¿verdad? Pues este mito tan fantástico lo sigue creyendo muchísima gente que está convencida de que por ahí existe una persona que es su complemento perfecto. Es decir, no sólo se creen incompletas sino que están convencidas que sin “su media mitad” no pueden ser felices.

Es decir, creen en el MITO DE LA MEDIA NARANJA. Y, ¿cómo crees que se comportará en su relación amorosa una persona que crea que ha tenido la “inmensa suerte” de encontrar, entre más de 6 mil millones  de seres, a su mitad en la playa o en cualquier otro sitio?

Hará cualquier cosa para mantenerla a su lado, dejará a un lado sus intereses, sus deseos para que se cumplan los de la persona amada. Es decir, se vería enredada en una relación teñida por la dominación y la sumisión y muy alejada de la igualdad, una relación que tendrá mucho más que ver con el dolor y el sufrimiento que con la felicidad.

Así que eso de la media naranja no puede tener nada que ver contigo, a ti no te pueden liar con mitos, eres una persona completa a la que no le falta nada pero que está más que dispuesta a vivir nuevas experiencias y a conocer personas maravillosas que, sin duda, harán mucho más agradable el verano y, con un poco de suerte, también el otoño.

 

 

 

 

Deja un Comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.